Category Archives: Tecla

Los artículos de Pep Gorgori Palabra de Músico sobre Música para instrumentos de tecla solos

Youtube y la música clásica

El pianista  Krystian Zimerman ha protagonizado recientemente una de las noticias más sonadas en lo que a derechos de autor y difusión por internet se refiere. Durante un concierto, el maestro en Essen (Alemania) se dió cuenta de que alguien entre el público estaba grabando el recital con un teléfono móvil. En plena actuación, pidió a esa persona que parase de grabar y, como se negó a hacerlo, se levantó del piano y se marchó. “YouTube está destruyendo a la música”, afirmó posteriormente mientras daba explicaciones de por qué obró de tal manera antes de retomar el concierto.

 

Krystian Zimerman

Continue reading

Chopin

Es curioso ver cómo nuestros gustos musicales van cambiando a lo largo de la vida. Si os paráis a pensar, seguramente hay músicas que ahora consideráis imprescindibles y que hace un tiempo ni tan siquiera conocíais. A veces una música entra en nuestras vidas y, sin que sepamos cómo ni por qué, se quedan a pasar una buena temporada, quizás para siempre. Incluso pueden ser melodías que siempre habíamos tenido delante y hasta ese día simplemente habíamos ignorado. También pasa al revés: músicas que nos han acompañado durante una etapa van quedando arrinconadas. PARA SEGUIR LEYENDO, PINCHA AQUÍ

 

17 de diciembre: Messiaen, La Nativité du Seigneur I. La Vierge et l’Enfant

Cada Calendario de Adviento, el día que publico música de Messiaen encuentro a alguien que me dice aquello de “no sé, no sé…” Pero la verdad es que no me resisto a incluir a este compositor francés año tras año. A mí me gusta, y mucho. Su obra para órgano necesita ser degustada con mucha calma, atención y esfuerzo, y es así de inspiradora:

El storytelling y la forma sonata

De acuerdo, mirado fríamente el título da ganas de cambiar de página web y largarse a cualquier otra parte de internet, pero los lectores habituales ya saben que en este rincón se explican amable y amenamente relaciones entre conceptos que según como se miren pueden parecer distantes. Vamos, pues a ello.

Los expertos en comunicación llaman storytelling a lo que toda la vida ha sido contar historias. O si lo prefieren, contar cuentos. Fue patrimonio de juglares, trobadores, rapsodas y abuelos de muchas generaciones. Ahora se aplica a la comunicación política, la comunicación de marcas y a cuanto proceso implique contar algo a alguien. Cosas de la modernidad.

La idea, con todo, es siempre la misma. Explicar algo, sea verdad o mentira, de una manera atractiva para quien nos escucha.

En esta simple frase os he dado la clave. La música es también lenguaje y comunicación de emisor a receptor, de manera que a lo largo de la historia se han buscado diferentes estructuras que permitan al público de un concierto orientarse a lo largo de la interpretación de una obra musical. Es lo que llamamos formas musicales, y una de las formas-estrella es la forma de sonata.

Se puede hablar mucho de sus orígenes y evolución, pero el canon vendría a ser a grosso modo: una melodía que se repite dos veces, un desarrollo de dicha melodía y una reexposición de la melodía original, con algún leve ornamento. De esta manera se consigue en la música (especialmente de finales del siglo XVIII) que nos sintamos cómodos en todo momento, con una melodía que nos suena e incluso se nos pega, y sepamos cuándo nos aproximamos al final. Como en un relato con el clásico esquema de introducción, nudo y desenlace. Igualito.

Si han llegado a leer hasta aquí es que el tema les interesa. Por lo tanto, premio: a la forma sonata pertenece esta obra donde queda claro que Mozart era un gran storyteller (como lo era también Alicia de Larrocha):

20 de diciembre: Regard des prophètes, des bergers et des Mages, de Messiaen

Sé que no a todos los seguidores y seguidoras de Palabra de Músico os gusta Olivier Messiaen, pero yo no cejo en mi empeño de que descubráis su música. Sus Vingt regards sur l’Enfant-Jésus, donde describe mediante el piano veinte miradas al recién nacido en el pesebre, son impresionantes. Las escribió en París, entre bombardeo y bombardeo, durante la ocupación alemana. He aquí la mirada que lanzan a Jesús los profetas, los pastores y los reyes magos: